Motor de gasoil.
Ciclo diésel

Motor endotérmico
Caja de cambios

Motores térmicos

Motores térmicos

Los motores térmicos son un tipo de motores alternativos. En realidad, son los motores alternativos más populares.

Este tipo de motores utilizan la energía térmica provocada por la combustión de un combustible (generalmente gasoil o gasolina) para convertirla en energía mecánica.

Partes principales de un motor térmico

Debido a que las partes principales son comunes a los dos tipos de motores (motor diesel y motor otto) el mismo esquema sirve para indicar la nomenclatura que nos será necesaria para tratar este tema.

Esquema de un motor Otto

1.- Bancada
2.- Cilindro
3.- Bandeja, depósito de aceite
4.- Cigueñal
5.- Biela
6.- Pasador del émbolo
7.- Pistón
8.- Aros de compresión
9.- Eje cigueñal
10.- Bujía
11.- Resorte de válvula
12.- Árbol de levas
13.- Balancín
14.- Válvula de escape
15.- Válvula de aspiración
16.- Cabeza de la válvula

El cilindro, es el contenedor en forma cilíndrica en el cual se mueve el pistón con movimiento rectilíneo alternativo. El cilindro es parte del bloque de cilindros o monobloque, como se llamaba antiguamente. Éste, a su vez, forma parte de la bancada, que podemos considerar como la estructura fundamental del motor. En muchos casos, el bloque de cilindros está separado de la bancada, a la cual va unido por medio de bulones.

La parte superior del cilindro está cerrada por la culata.

El volumen comprendido en el cilindro entre la culata y el pistón representa la cámara de combustión, en la cual se quema la mezcla de aire y combustible, es decir, el fluido activo.

Formación de la mezcla y combustión de un motor alternativo

En el motor de encendido por chispa, esta mezcla se forma en el carburador (hoy en dia ya poco usado y la mezcla se realiza por medio de inyectores en la cambra de combustión) y entra en el cilindro a través del conducto y de la válvula de aspiración. La válvula de mariposa del carburante sirve para regular la cantidad de mezcla entrante.

Motores de ciclo diesel

En el motor de encendido por compresión (motores diesel), el combustible se introduce en el cilindro por medio de un inyector. La cantidad de combustible está regulada por la bomba de inyección, mientras que no hay ninguna regulación para la cantidad de aire que entra por el conducto y la válvula de aspiración. Como la combustión es consecuencia de la alta temperatura del aire, intensamente comprimido en el cilindro, no es necesaria la bujía.

Motores de ciclo Otto

En los motores de encendido por chispa (motores de gasolina o motores otto) se inicia la combustión al saltar la chispa entre los electrodos de la bujía: en los motores de encendido por compresión, con el encendido espontáneo del combustible pulverizado por el Inyector (en la figura anterior puede imaginarse la bujía sustituida por el inyector). El pistón o émbolo, dotado de aros de compresión, que impiden el escape de gas entre pistón y cilindro, transmite el empuje de dicho gas, a través del perno, a la biela, y de ésta, a la manivela del eje cigueñal o árbol motor. La biela y la manivela transforman el movimiento lineal alternativo del pistón en movimiento rotativo del eje cigueñal que gira entre cojinetes de bancada, montados en ésta.

Los conductos a cuyo través se descargan al exterior los productos de la combustión son la válvula de escape y el colector de escape.

Tanto la válvula de aspiración como la de escape están accionadas por órganos llamados de distribución. Un eje de distribución o eje de camones es accionado por el eje cigüeñal mediante. una cadena o por engranajes. Los camones montados sobre el eje actúan sobre una serie de piezas, tales como los taqués, los empujadores y los balancines, los cuales transmiten el movimiento a la válvula según la ley definida por la forma del correspondiente camón. La válvula es mantenida en su asiento por la acción de su muelle.

valoración: 3 - votos 1

Última revisión: 28 de noviembre de 2016